Ex Imperium

ColiseoComo se habrán imaginado estoy en Roma. El hostel es el más copado en el que estuve, tiene de todo, internet gratis, comida gratis, bebida gratis, cama y hasta te despiertan a la hora que les pidas.

Roma está lleno de argentinos. El italiano suena como el argentino, así que hablo directamente en Español-Argentino y en donde sea entienden perfecto. En el hostel hay gente de Brasil, Italia, Japón, Usa, Canadá y España; ya no sé a quién le hablo en qué idioma.

Probé la pizza italiana en Roma para ver que onda, la de muzzarella se llama margarita (margherita) -en algunos lugares de Argentina también- y no tiene albahaca. La venden por peso y es bastante cara para mi gusto. El sabor, no es gran cosa, quizá yo esperaba que tuviese un sabor especial.

En un rato me voy a dar una vuelta por la Capilla Sixtina.